Las tres joyas del budismo

Las tres joyas del budismo powerpoint

Las tres joyasCuando se profesa públicamente la conversión a la fe budista, a menudo se proclama: “Me refugio en el Buda. Me refugio en el Dharma. Me refugio en la Sangha”. De hecho, el Buda, el Dharma y la Sangha son tan importantes que se les conoce como el Triratna, o la Triple Gema del Budismo. Proclamar la devoción a estas tres cosas es ser budista. Para recordar estos términos más bien orientales, vamos a tomar la primera letra de cada uno de ellos y relacionarlos con palabras occidentales. Estas palabras son “Devoción Budista Resumida”. Con esta pequeña cancioncilla en mente, pasemos a nuestras joyas budistas.

Refugiarse en las tres joyas

Vivir una vida de acuerdo con el Noble Óctuple Sendero es en sí mismo una forma de adoración. En el budismo no hay Dios y los budistas no adoran a Buda como un ser divino. La comunidad budista se llama Sangha. La Sangha puede referirse a una comunidad monástica (monjes que viven juntos) o a la comunidad budista en general.
Los Cinco Preceptos son pautas de comportamiento ético y moral para que la Sangha (comunidad) pueda trabajar bien en conjunto. No son estrictos, sino que son sugerencias para un comportamiento adecuado. Los budistas deben seguirlos, ya que ayudan a reducir el sufrimiento y el daño a sí mismos y a los demás. En ellas se describen los comportamientos que deben evitarse o de los que hay que abstenerse.
Los budistas también deben intentar practicar lo contrario de los preceptos. Esto significa que, además de evitar dañar a los seres vivos, deben ayudarlos. Cuando se abstengan de tomar lo que no se les ha dado, también tratarán de ser generosos.
Los Cinco Preceptos ayudan a los budistas en el camino hacia la iluminación, ya que evitan los comportamientos que causan sufrimiento a los demás y a sí mismos. Les ayuda a desarrollar un buen kamma y a superar los Tres Venenos, lo que les acercará a escapar del Samsara.

Tres joyas del jainismo

Este artículo puede depender excesivamente de fuentes demasiado relacionadas con el tema, lo que puede impedir que el artículo sea verificable y neutral. Por favor, ayude a mejorarlo sustituyéndolas por citas más adecuadas a fuentes fiables, independientes y de terceros. (Julio de 2018) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)
Buda Gautama pronunciando su primer sermón en el parque de los ciervos en Sarnath, Varanasi, con su mano derecha girando el Dharmachakra, apoyada en el símbolo Triratna flanqueado a ambos lados por un ciervo. Estatua expuesta en el Chhatrapati Shivaji Maharaj Vastu Sangrahalaya de Mumbai.
Aparte de esto, hay varias recitaciones mencionadas en la literatura pali para refugiarse en las Tres Joyas. Los textos pali emplean el motivo brahmánico de un grupo de tres refugios, como se encuentra en Rig Veda 9.97.47, Rig Veda 6.46.9 y Chandogya Upanishad 2.22.3-4.[2].
La fe es un importante elemento de enseñanza tanto en la tradición Theravada como en la Mahayana. A diferencia de lo que se percibe en Occidente, la fe en el budismo surge de la experiencia y el razonamiento acumulados.

Las tres joyas del budismo bbc bitesize

Este artículo puede depender excesivamente de fuentes demasiado relacionadas con el tema, lo que puede impedir que el artículo sea verificable y neutral. Por favor, ayude a mejorarlo sustituyéndolas por citas más adecuadas a fuentes fiables, independientes y de terceros. (Julio de 2018) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)
Buda Gautama pronunciando su primer sermón en el parque de los ciervos en Sarnath, Varanasi, con su mano derecha girando el Dharmachakra, apoyada en el símbolo Triratna flanqueado a ambos lados por un ciervo. Estatua expuesta en el Chhatrapati Shivaji Maharaj Vastu Sangrahalaya de Mumbai.
Aparte de esto, hay varias recitaciones mencionadas en la literatura pali para refugiarse en las Tres Joyas. Los textos pali emplean el motivo brahmánico de un grupo de tres refugios, como se encuentra en Rig Veda 9.97.47, Rig Veda 6.46.9 y Chandogya Upanishad 2.22.3-4.[2].
La fe es un importante elemento de enseñanza tanto en la tradición Theravada como en la Mahayana. A diferencia de lo que se percibe en Occidente, la fe en el budismo surge de la experiencia y el razonamiento acumulados.