Yoga para niños beneficios

10 beneficios del yoga

Es difícil ser un niño hoy en día. Los niños se enfrentan a muchas distracciones, tentaciones, sobreestimulación y presión de los compañeros. Los colegios se enfrentan al reto de hacer más con menos y ser creativos a la hora de llegar incluso al niño más aislado. El yoga es una herramienta útil y de bajo coste que puede tener un impacto positivo en los niños. Estos son algunos de los muchos beneficios de enseñar yoga a los niños:
Los ejercicios de respiración pueden dar energía a los niños o fomentar la relajación, dependiendo de lo que se enseñe. Diferentes juegos y técnicas ayudan a los niños a conectar con lo que siente su cuerpo como resultado de la respiración profunda. La concentración aumenta, al igual que su capacidad respiratoria y pulmonar. El estrés se reduce de forma natural y se liberan hormonas saludables.
Los niños creen que el yoga es bueno para estirar, pero no para fortalecer. Es importante que el profesor incluya conversaciones, así como ejercicios, sobre lo útil que es el yoga para desarrollar la fuerza. Hablar de los diferentes músculos que se utilizan en las posturas e incorporar juegos y secuencias ayudará a desarrollar la fuerza, así como la conciencia corporal y la coordinación. Los cuerpos fuertes digieren mejor los alimentos, mantienen un peso saludable y pueden soportar el estrés de llevar cargas pesadas, como una mochila. Los cuerpos también respirarán mejor, trabajarán con más eficacia y protegerán las articulaciones más frágiles.

Beneficios del yoga para los estudiantes

A veces los niños pueden sentirse estresados y ansiosos y mantenerlos tranquilos puede resultar todo un reto. Para los niños que están interesados en probar nuevas herramientas, el yoga puede ofrecer definitivamente una alternativa y una gran introducción al mindfulness.
Muchos adultos practican el yoga, con un gran número de clases en comunidades y en línea. Pero también hay un número creciente de personas que utilizan el yoga con los niños, con escuelas y guarderías que llevan profesores de yoga a sus entornos. Pero, ¿merece la pena? Veamos algunos de sus beneficios:
El yoga y los ejercicios de atención plena se utilizan cada vez más como técnicas para calmar a los niños. Algunos niños necesitan ayuda para encontrar la calma, ya sea porque se han desregulado o porque son muy hiperactivos. El movimiento y los ejercicios de respiración del yoga fomentan la ralentización, pero también la concentración, lo que puede ayudar a que los niños se calmen.
Una parte fundamental del yoga son las técnicas de respiración. Cuando estamos estresados y ansiosos, nuestra respiración suele ser superficial y nuestro ritmo cardíaco se acelera. Cuando nos calmamos a través de la respiración, aumenta el oxígeno en la sangre, lo que reduce el ritmo cardíaco. Aprender a calmarnos a través de la respiración es una técnica importante para los niños, a la que podrán recurrir durante toda su vida.

Qué es el yoga

Puede que hayas probado el yoga o no, en un estudio o en casa por tu cuenta o con un vídeo a tu lado. Hay muchos beneficios maravillosos de practicar yoga y meditación en la edad adulta, para obtener claridad física y mental en este mundo tan ajetreado. Si ya conoces estos beneficios del yoga, puede que no sepas lo beneficiosa que es esta práctica para los más pequeños. A continuación te explicamos algunos de los beneficios y cómo puedes incorporar algunos elementos del yoga a tu casa y a tu rutina.
Disminuye el estrés y la ansiedad y promueve la atención plenaAyudar a los niños a centrarse en la acción y la tarea presente, les permite reducir la velocidad y estar atentos. El yoga se centra en la respiración y en la forma, algo que los niños pequeños y ocupados no siempre tienen en cuenta. Relajarse en el proceso del yoga es una forma estupenda de desprenderse de las preocupaciones o ansiedades de la vida cotidiana, ya que la atención se centra en otra parte.
Fomenta la concentraciónComo ya se ha mencionado, para que un pequeño trabaje en algo nuevo o fuera de lo común, se requiere mucha concentración y reflexión. Esta es una gran oportunidad para que los pequeños vayan más despacio y entiendan lo que su cuerpo está haciendo, fomentando la atención plena y su capacidad de atención a ciertas actividades.

Surya namaskar

Nuestros hijos viven en un mundo apresurado de padres ocupados, presiones escolares, lecciones incesantes, videojuegos, centros comerciales y deportes competitivos. Normalmente no pensamos que estas influencias sean estresantes para nuestros hijos, pero a menudo lo son. El ritmo frenético de la vida de nuestros hijos puede tener un profundo efecto en su alegría innata, y normalmente no para bien.
He descubierto que el yoga puede ayudar a contrarrestar estas presiones. Cuando los niños aprenden técnicas de auto-salud, relajación y realización interior, pueden navegar por los desafíos de la vida con un poco más de facilidad. El yoga a una edad temprana fomenta la autoestima y el conocimiento del cuerpo con una actividad física que no es competitiva. Fomentar la cooperación y la compasión -en lugar de la oposición- es un gran regalo para nuestros hijos.
Los niños obtienen enormes beneficios del yoga. Físicamente, mejora su flexibilidad, fuerza, coordinación y conciencia corporal. Además, mejora su concentración y su sensación de calma y relajación. Haciendo yoga, los niños se ejercitan, juegan, conectan más profundamente con el ser interior y desarrollan una relación íntima con el mundo natural que les rodea. El yoga hace aflorar esa maravillosa luz interior que tienen todos los niños.